ACTO DE PRESENTACIÓN DEL LIBRO DE LUIS ILLESCAS. (15-XI-19)

0
56

Miguel R. Torres

De EMOTIVO, puede calificarse la presentación del libro de Luis Illescas, a título póstumo, ENTRE VERSOS Y UNA FLOR. Podríamos decir que fue un acto múltiple. Por un lado, la presentación de un libro, que siempre es un acto cultural positivo, y si además es de poesía, mejor para el espíritu y la cultura; por otro lado fue un HOMENAJE a una persona que se nos ha ido, casi sin darnos cuenta, una persona entrañable, honesto, noble y muy motivado por querer saber y manejar la complejidad de las letras; y por otro, un acto lleno de HUMANIDAD, ya que nos acompañaron multitud de amigos de Luis y personas sensibilizadas con la literatura y con la amistad.

Los componentes de la mesa encabezada por su hija, Sara Illescas Calahorra y el Sr. Acalde Leopoldo Sierra, además de los poetas Miguel Galanes y María Jesús Rosales (Valdepeñas); Miguel Román Torres, como moderador, y Ana Martín como musicóloga. Todos ellos recitaron poesías de Luis; versos entrañables y llenos de profundo sentimiento, que perfectamente pueden ser sentidos por cada uno de los asistentes. “Mi patio”, “Entre versos y una flor”, “Déjame hablar con la luna”, ”Se lleva dentro del alma” … Además todos tuvieron unas palabras de cariño para el autor ausente y para su familia.

Sara Illescas nos habló de cómo era su padre, desde el punto de vista humano, familiar; y también nos deleitó con una poesía: “Una sonrisa perdida”. Los demás hablaron de cómo es la poesía de Luis; en general, además de ser purista, clásica y muy perfeccionista. “Luis no dejaba una estrofa acabada así como así, la volvía a replantear, a darle otra vuelta una vez y otra”, así lo manifestó Galanes.

También recitaron poesías de este libro María Dolores González-Mohíno, con mucho énfasis y sentimiento, “Mi patio”; e Isabel del Rey (La Solana), poeta autora de varios libros de poesía, la que aderezó con pasión y amabilidad su “Déjame hablar con la luna”. Miguel R. Torres repasó los lazos de amistad y buena empatía que compartía con Luis, resaltando las ganas que tenía Luis por aprender, por saber, por pensar, …

Ana Martín, acompañó con su guitarra todas las poesías, con unos acordes profundos y sensibles. Pero principalmente cantó un poema de Luis, que ella ha musicado (Entre ramas) que resultó de manera sublime y elegante.

Para terminar el acto, el Sr. Alcalde tuvo unas palabras de recuerdo hacia Luis, muy entrañables; desveló los desvelos que Luis le transmitió en su despacho cuando recibió el libro, y que todo eran ganas de seguir escribiendo, pensando, musicando. Y el público asistente, que llenó el salón de la casa de cultura, muy concienciado del HOMENAJE que le rendíamos a Luis, a la vez que muy agradecido. La parte más dura, para su esposa e hija, que quedan huérfanas de Luis, pero también así queda la POESÍA.  Nos queda la palabra, como escribió el poeta Blas de Otero y nos recordó M. Galanes.  ADIOS AMIGO LUIS. 

EEEEEOOOOO
Compartir
Artículo anteriorSEGUIMOS SIN GOL (1-0)
Artículo siguienteSOLIDARIDAD

Dejar respuesta

Anímate a comentar!, no es necesario estar registrado