NEFASTO MES DE JULIO PARA EL ACUÍFERO 23.

0
24
dig

            Miguel R. Torres.

El pasado mes de julio, ha bajado el nivel del acuífero 1,20m. situándose a 10,60 m en el pozo del pol. 135, par. 34, del que todos los meses tenemos un seguimiento y cada dos o tres meses hacemos referencia desde este periódico daimiel al dia. Tradicionalmente el mes de julio suele ser el de mayor descenso del nivel, pero este año es el de mayor descenso desde julio de 2009; y aunque el año pasado a las mismas fechas estaba a 10,80 m., es decir, 20 cm más bajo, este año, en julio, ha bajado más que el julio del año pasado. Lamentablemente llegaremos a los 11,5 m., ya que agosto seguirá bajando, aunque no en la medida de julio -esperemos-; porque por estas fechas se están recogiendo las numerosísimas hectáreas de cebollas, también las patatas tempranas; pero se seguirán regando las viñas.

Las lluvias de finales de mayo y principios de junio atrás quedaron, obsoletas, perdidas, y poco remediaron la sequía de tres años que llevamos sin llover, sin llegar a la media de 400 l/m2 que corresponden por estas tierras tan secas, como es La Mancha.

dav

Así pues, tendremos que aplicar el agua, y usarla en su justa medida si queremos seguir conservando esta tierra, que por otra parte es tan productiva. Productividad en cebollas, patatas, pimientos, melones, …; pero sobretodo en uva. Sabemos de las cebollas que su destino (de la mayoría) es la exportación; pero ¿y la uva? Cada año se baten records de producción, cada año se ponen más y más hectáreas de viña. ¿Dónde van los millones de hectólitros que se producen en la Mancha?

Volviendo a las cebollas y la producción, nos asombramos cómo ha cambiado su cultivo. Se siembran con máquina, donde un trabajador la va gestionando, otro le va aportado las cajas de planta o cebollino y otro va preparando el riego por goteo. Se siembran más juntas que los pelos de la cabeza, de tal forma que cuando la cebolla engorda, se quedan unas completamente pegadas a las otras, y no engordan más porque no tienen espacio físico. ¿Y la recolección? En el último año, ha llegado la revolución industrial total. Una cosechadora, manejada por dos trabajadores, está recogiendo millones de kilos al día. Donde hace dos años, había 30 ó 40 jornaleros y para varios días, hoy entre tres personas (un tractorista pelando los tallos, otro con la cosechadora y un tercero de ayuda), en horas, han completado la tarea. Similar a la viña. ¡Gracias acuífero por permitirnos tanta riqueza! Nos gustaría saber cuántas Ha. se han sembrado este año en el término de Daimiel.

Y volviendo al agua, se siguen regando caminos, barbechos, eriales; debido a los riegos por aspersión, que en días de tremendo calor, y vendaval de aire, se llevan el agua donde quiere el viento, no solo desaprovechándola y malgastándola, sino deteriorando los caminos, que es aún peor. Pero como es gratis, lo de siempre: ¡que pague el gobierno y viva la pepa! Buenas FERIAS y cuidar del agua.

Habrá que seguir investigando cómo es posible con una pluviometría tan escasa como la que tenemos, tanto en nuestra comarca, como en la cabecera del Acuífero 23 y estén las Lagunas de Ruidera, a fecha 05-08-18, rebosando por todas las cascadas; incluso con la poca nieve caída en la comarca de Alcaráz. ¿De dónde nos viene agua al Acuífero …?

EEEEEOOOOO

Dejar respuesta

Anímate a comentar!, no es necesario estar registrado